Descubrimos las conexiones ocultas entre las enfermedades inflamatorias tipo 2

Muchas patologías aparentemente no relacionadas entre sí comparten una respuesta específica del sistema inmunitario que es conocida como inflamación tipo 2. 

La falta de información sobre estas enfermedades dificulta su diagnóstico, estigmatiza a los pacientes e impide una correcta atención a las personas que las sufren. 

La inflamación tipo 2 es una respuesta excesiva del sistema inmunitario ante alérgenos u otros factores desencadenantes de inflamaciones. Los últimos avances científicos han demostrado que es la causa de diferentes enfermedades atópicas, alérgicas e inflamatorias, aparentemente no relacionadas entre ellas como son el asma, la dermatitis atópica (DA), la esofagitis eosinofílica o rinosinusitis crónica con poliposis nasal (RSCcPN). En su desarrollo influyen factores predisponentes genéticos y factores desencadenantes ambientales.

Las personas con una enfermedad inflamatoria de tipo 2 tienen un mayor riesgo de desarrollar otras patologías del mismo tipo, además de sufrir síntomas impredecibles, persistentes o incontrolables que disminuyen su calidad de vida. La falta de conocimiento sobre esta realidad impide que se puedan comprender totalmente estas patologías y cómo pueden estar interconectadas con otras enfermedades. También dificulta su diagnóstico y tratamiento, alterando muy negativamente la calidad de vida de quienes las padecen, que a menudo son estigmatizados al desconocerse su problemática.

  

35%
de las personas con asma grave también tienen DA 
17%
de las personas con RSCcPN también tienen DA 
50%
de las personas con RSCcPN también tienen asma 


Testimonios de pacientes

Para ilustrar la realidad con la que conviven l@s pacientes con estas patologías, Sanofi Genzyme organizó el encuentro ‘The Type 2 Inflammation Connection’, en el que se expuso el testimonio de hasta nueve pacientes.
 
Uno de los testimonios fue el de Julia, de 22 años, quien padece asma grave. Julia tuvo que ser hospitalizada ya que las restricciones en algunas prácticas médicas debido a los protocolos sanitarios de la COVID-19 no consiguieron estabilizarla tras una crisis asmática. 

Raquel Gómez, madre de Julia y secretaria de Sevilla Respira y de la Federación Española de Asociaciones de Pacientes de Alérgicos y con Enfermedades Respiratorias (FENAER), se lamenta de que su hija “no puede ser una persona independiente” y “sufre el impacto psicológico que tiene la falta de empatía de sus compañeros, que no entienden que está enferma porque aparentemente no lo parece”. 

El día a día es complicado al tener limitada la respiración junto al resto de enfermedades asociadas. La COVID-19 nos ha hecho mucho daño ya que nos miran mal cuando tenemos un ataque de tos.

Irantzu Muerza,
presidenta de la Asociación de Apoyo a Personas Afectadas por el Asma de Bizkaia (ASMABI) 

45%
de l@s adolescentes con DA experimentan un impacto negativo en su vida escolar por exacerbaciones de DA
50%
de l@s pacientes de asma grave tienen síntomas de depresión
70%
de las personas con RSCcPN experimentan pérdida de calidad en el sueño


Más conocimiento para una mejor calidad de vida 

La investigación y el conocimiento de estas patologías y la difusión entre pacientes y profesionales permitirá un abordaje integrado de estas personas, mejorará sus síntomas y las limitaciones que les producen y, en definitiva, habrá un menor impacto de las enfermedades inflamatorias tipo 2”, señala la Dra. Virginia Rodríguez, facultativo especialista de área en el Servicio de Alergia del Complejo Hospitalario Universitario de Santiago de Compostela y coordinadora de la Comisión de relación con asociaciones de pacientes de la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEAIC) y de la escuela de pacientes.

Coincide Miriam Espinosa, presidente de la Asociación Española de Esofagitis Eosinofílica (AEDESEO), quien añade que “es fundamental dar visibilidad a la problemática porque muchas veces se tienen los síntomas, pero como se desconoce la existencia de estas enfermedades, no se acude al médico”.

Referencias

  1.  J.I. Silverberg, J.M. Gelfand, and D.J. Margolis, “Association of atopic dermatitis with allergic, autoimmune, and cardiovascular comorbidities in US adults,” Ann Allergy Asthma Immunol, vol. 121, no. 5, pp. 604-612, 2018.
  2. D. E. Shaw, A. R. Sousa and S. J. Fowler, “Clinical and inflammatory characteristics of the European U-BIOPRED adult severe asthma cohort,” European Respiratory Journal, vol. 46, no. 5, pp. 1308-1321, 2015.
  3. E. Heffler, F. Blasi and M. Latorre, “The Severe Asthma Network in Italy: Findings and Perspectives.,” Journal of Allergy and Clinical Immunology, vol. 7, no. 5, pp. 1462-1468, 2018.
  4. E. Simpson, E. Guttman-Yassky and D. Margolis, “Chronicity, comorbidity, and life course impairment in atopic dermatitis: Insights from a crosssectional study in US adults.,” in 25th European Academy of Dermatology and Venereology (EADV) Congress, Vienna, 2016.
  5. A. Khan, G. Vandeplas and T. Huynh, “The Global Allergy and Asthma European Network (GALEN rhinosinusitis cohort: a large European crosssectional study of chronic rhinosinusitis patients with and without nasal polyps,” Rhinology, vol. 57, no. 1, pp. 32-42, 2019.
  6. J. C. Staniorski, C.P.E. Price, and A.R. Weibman, “Asthma onset pattern and patient outcomes in a chronic rhinosinusitis population,” Int Forum Allergy Rhinol, vol. 8, no. 4, pp. 495-503, 2018. 
  7. S. Maio, S. Baldacci and M. Bresciani, “RItA: The Italian severe/uncontrolled asthma registry,” Allergy, vol. 73, no. 3, pp. 683-695, 2018.
  8. C. Philpott, S. Erskine and C. Hopkins, “Prevalence of asthma, aspirin sensitivity and allergy in chronic rhinosinusitis: data from the UK National Chronic Rhinosinusitis Epidemiology Study,” Respiratory Research, vol. 19, p. 129, 2018.
  9. C. Rand, R. Wright and M. Cabana, “Mediators of asthma outcomes,” J Allergy Clin Immunol, vol. 129, no. 301, pp. 136-141, 2012.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar tu navegación y recopilar información estadística sobre tus hábitos de navegación. Algunas cookies en este sitio son esenciales y el sitio no funcionará como se espera sin ellas. Al cerrar este mensaje o navegar por el sitio web, usted da su consentimiento para el uso de cookies en este dispositivo de acuerdo con nuestra política de cookies a menos que usted las haya desactivado.

Para saber más
OK